17 de diciembre de 2015

La triste realidad en la cual las personas caemos, la falta de amor al prójimo y respeto a la vida.


Por Gerson Hilario

En estos últimos días, nuestra sociedad está dando señales vitales de que necesita a Dios en sus corazones, República Dominicana está necesitando un remanente que se levante a pedir en oración por nuestra nación, ahora es cuando los que representamos a Cristo con nuestro estilo de vida, las iglesias, nuestras autoridades, todos los gremios, en sentido general todos los que hacemos vida diaria en la República Dominica,     levantemos una voz de Esperanza   y de trasformación en el corazón de la humanidad, de nuestro pueblo, de nuestra raza, de nuestra nación . Recuerdo lo que dice este salmo: “Si el Señor no edifica la casa, en vano trabajan los que la edifican; si el Señor no guarda la ciudad, en vano vela la guardia Salmos 127:01”. Que significa esto: “que podemos tener los niveles más alto de seguridad y con todo esto, si no tenemos la formación en Dios y en los buenos valores, no podremos mantener nuestra sociedad en un estado de hermandad. Entiendo y estoy claro que siempre existirá lo que son los delitos dentro de tantas mentalidades.


Me dirán  aéreo algunos al leer  mi artículo, Las armas de seguridad son  una forma correctiva, pero necesitamos enfocarnos en la forma preventiva de formar a nuestras familias, se está perdiendo la formación, el respecto, el bien común, el temor de romper con los códigos de formación que nos han sido inculcados por nuestros antes pasados. Un bala cuesta de 30 a 45 pesos a ese nivel estamos cotizando la vida humana. Hay más dinero en el mundo invertido en armas que en la salud mundial y la alimentación.


Lamentamos las trágicas muertes que a diario suceden en nuestro territorio Dominicano y en el mundo completo, por eso digo en lo personal no hay respeto a la creación más preciada de Dios, esta misma creación se exterminan unos a otros sin pudor ni temor, donde la avaricia, las riquezas, los vicios, vidas delictivas, enemistades ciegan los ojos de los hombres y estas son propulsores para destruir la existencia de sí mismo,

Donde las almas sustituyeron el respeto y la diplomacia, donde Dios Se escucha mencionar en sus tristezas, pero luego olvidado cuando ha pasado la agonía, donde no le enseñamos a nuestros hijos los mandatos bíblicos y sobre Dios en su niñez, pero si queremos que  tomen la enseñanzas cuando están es las cárceles. Donde un maestro no puede corregir a un niño y disciplina es un método anticuado y ya no es el alma para la corrección. 

Donde Dios está en el centro de nuestra bandera, cuando a la vedad los necesitamos más dentro nuestros corazones, para día a día, para expresarnos, para juzgar.

Hago un llamado a todo el pueblo dominicano a que tome de manera clara las señales que nos envía la sociedad, tenemos que volver a nuestros principios. Quizás opines que mi voz es subjetiva a mi creencia y formación, con todo el respeto de los demás enfoques, creo que hay que volver al fundamento, la piedra angular desechada por los hombres y que vino hacer el centro del universo: “Dios, Patria y Libertad” Concluyo con esto texto bíblico:
Proverbios 22
…5 Espinos y lazos hay en el camino del perverso; el que cuida su alma se alejará de ellos. 6 Enseña al niño el camino en que debe andar, y aun cuando sea viejo no se apartará de él.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Sea prudente!

Pelicula Naguera ¨La Seixy¨ Veala Aqui Completa.